domingo, 15 de junio de 2008

TIPOS DE CLIMA

CLIMA CHINO
El clima pampeano, es una variación de clima templado que se caracteriza por que la estación más cálida es también la más lluviosa. Este clima se da principalmente en las regiones interiores de Argentina, China y Sudáfrica.
CLIMA MEDITERRÁNEO
El clima mediterráneo es una variedad del clima subtropical (en el clima mediterráneo típico), o del clima templado (en el clima mediterráneo continentalizado) que se caracteriza por sus inviernos húmedos y templados; y los veranos secos y calurosos. El nombre lo recibe del Mar Mediterráneo, área donde es típico este clima, pero está presente en otras zonas del planeta.
El clima no influye para nada en las latitudes medias de las fachadas oeste de los continentes, tanto del hemisferio norte como del sur: en los países que rodean al Mar Mediterráneo, Sudáfrica, Baja California, California, o Australia. Países como España, Grecia, Turquía, Marruecos, Argelia, o Italia son ejemplos de este tipo de clima, especialmente atractivo a nivel turístico debido a las temperaturas cálidas y a la escasez de precipitaciones durante los meses estivales.
Se encuentra situado en una zona de transición entre el clima templado y cálido. Estas dos áreas tienen una vegetación claramente diferenciada que sigue los paralelos 35°N y S de la Tierra.
El área templada se caracteriza por tener una pluviosidad abundante y regular durante todo el año (más de 800 mm), con temperaturas suaves en verano y un periodo más o menos largo de heladas en invierno. La vegetación resultante es arbórea de tipo caducifolio con árboles altos y bien desarrollados, y unos estratos herbáceos y arbustivos nemorales. Suelen tener suelos profundos y ricos en nutrientes y agua. El clima subtropical es un clima muy seco todo el año (desértico, de menos de 250 mm), y tiene un marcado carácter continental (con grandes oscilaciones térmicas entre el día y la noche). La pobreza del suelo, unida a la gran aridez reinante, da lugar a una cobertura vegetal escasa. Son plantas arbustivas en el mejor de los casos, con muchas adaptaciones para resistir la sequía y protegerse de los herbívoros (plantas suculentas, espinosas, llenas de esencias, a menudo caducifolias estivales).

Climograma de Valencia (España), típicamente mediterráneo
El precioso clima es un clima con lluvias estacionales (a menudo la pluviosidad anual supera los 800 mm), con un verano cálido y con abundantes lluvias, y un invierno más seco y de temperaturas más suaves. La vegetación es muy variable, según el grado de aridez que se dé en los meses más secos, pero destaca por la gran diversidad de especies y de variantes morfológicas que presenta (raíces aéreas, troncos con contrafuertes, lianas leñosas, epífitos, caulifloració, estructuras mirmecófilas, etc.). Las hojas conservan una medida modesta en las zonas con más contraste estacional, y en muchos casos se desprenden en llegar la época seca. Pero a medida que se aproximan a las latitudes ecuatoriales, el clima se va volviendo lluvioso todo el año, y las hojas pasan a ser cada vez más gordas y a permanecer todo el año en la planta. Suelen ser también suelos pobres, desprovistos de humus.
El clima mediterráneo también es un clima con lluvias estacionales. Pero su distribución es la inversa a la del clima tropical. No llueve en verano, lo que genera un gran estrés hídrico. Por otro lado, los meses de invierno puede llegar a helar. Las precipitaciones anuales son intermedias entre las de los climas templado y tropical y las del clima subtropical (oscilan entre los 400 y 800 mm generalmente). Así pues, el clima mediterráneo es una mezcla de clima templado con características tropicales, lo que lo enriquece de elementos de la flora de ambas latitudes. Tiene un estrato arbustivo y lianoide muy desarrollado, de herencia tropical, que enriquece el bosque y lo hace apretado y a veces incluso impenetrable. El follaje de los árboles y arbustos permanece en la planta todo el año, ahorrando así una excesiva producción de material vegetal, muy costoso de hacer por tener muchas defensas. Estas defensas pueden ser de tipo físico (hojas esclerófilas, es decir, duras y resistentes a la deshidratación, aguijones, pilosidad), químico (hojas aromáticas, pestilentes o venenosas), o biológico (secretando sustancias para alimentar a pequeños insectos depredadores que mantienen libre de plagas a la planta). Son estrategias desconocidas en el mundo templado, y que mezclan las del mundo tropical húmedo (hojas perennes) y seco (hojas xeromorfas, espinosas, aromáticas, atractores de hormigas).
Las denominaciones típicas de las formaciones resultantes son la garriga en el mediterráneo, el chaparral en California o el fynbos en Sudáfrica.
CLIMA OCEANICO O ATLANTICO
Se caracteriza por unas temperaturas suaves y abundantes lluvias a causa de la proximidad al Océano, en las costas occidentales de los continentes. Los inviernos son suaves y los veranos frescos con una oscilación térmica anual pequeña (10ºC de media). Las precipitaciones son abundantes y están bien distribuidas aunque con un máximo hibernal.
CLIMA CONTINENTAL
Clima continental es conocido así al clima riguroso en donde las diferencias de temperaturas entre invierno y verano son enormes, así mismo con el día y la noche, los veranos son calientes y los inviernos muy fríos, siempre hay heladas en invierno (por alcanzar temperaturas bajo 0°C) y por lo general lluvias escasas, estas características se producen por localizarse en el interior de los continentes o por regiones aisladas por cadenas montañas que impide la influencia marítima.
El clima continental siempre se sucede en territorios fuera de la zona intertropical, en las zonas norte y al sur del planeta a niveles de latitud media que es la zona llamada templada, los vientos poseen una gran influencia de este tipo de clima que llevan su influencia hasta las zonas costeras, en este sentido el nombre posee cierta ambigüedad.
El clima continental también se puede considerar un clima determinado modificado y extremado por la ausencia atemperadora del mar, así en las zonas interiores ecuatoriales de Brasil, norte de Argentina y el centro de África se puede hablar de un clima continental, pero con características tropicales, en donde lo diferente son las mayores amplitudes térmicas diarias, aunque seguirían siendo tropical. Los desiertos extensos como el Sahara también se puede llamar "clima con influencia continental" en donde el mar no atempera al clima. Pero estrictamente hablando es "clima continental" zona de latitud media del planeta entre la zona tropical y polar, que se mencionó con anterioridad, cuyas característica se suelen dar en algunas zonas costeras y no solo en el interior de los continentes.CLIMA CHINO
El clima pampeano, es una variación de clima templado que se caracteriza por que la estación más cálida es también la más lluviosa. Este clima se da principalmente en las regiones interiores de Argentina, China y Sudáfrica.
CLIMA MEDITERRÁNEO
El clima mediterráneo es una variedad del clima subtropical (en el clima mediterráneo típico), o del clima templado (en el clima mediterráneo continentalizado) que se caracteriza por sus inviernos húmedos y templados; y los veranos secos y calurosos. El nombre lo recibe del Mar Mediterráneo, área donde es típico este clima, pero está presente en otras zonas del planeta.
El clima no influye para nada en las latitudes medias de las fachadas oeste de los continentes, tanto del hemisferio norte como del sur: en los países que rodean al Mar Mediterráneo, Sudáfrica, Baja California, California, o Australia. Países como España, Grecia, Turquía, Marruecos, Argelia, o Italia son ejemplos de este tipo de clima, especialmente atractivo a nivel turístico debido a las temperaturas cálidas y a la escasez de precipitaciones durante los meses estivales.
Se encuentra situado en una zona de transición entre el clima templado y cálido. Estas dos áreas tienen una vegetación claramente diferenciada que sigue los paralelos 35°N y S de la Tierra.
El área templada se caracteriza por tener una pluviosidad abundante y regular durante todo el año (más de 800 mm), con temperaturas suaves en verano y un periodo más o menos largo de heladas en invierno. La vegetación resultante es arbórea de tipo caducifolio con árboles altos y bien desarrollados, y unos estratos herbáceos y arbustivos nemorales. Suelen tener suelos profundos y ricos en nutrientes y agua. El clima subtropical es un clima muy seco todo el año (desértico, de menos de 250 mm), y tiene un marcado carácter continental (con grandes oscilaciones térmicas entre el día y la noche). La pobreza del suelo, unida a la gran aridez reinante, da lugar a una cobertura vegetal escasa. Son plantas arbustivas en el mejor de los casos, con muchas adaptaciones para resistir la sequía y protegerse de los herbívoros (plantas suculentas, espinosas, llenas de esencias, a menudo caducifolias estivales).

Climograma de Valencia (España), típicamente mediterráneo
El precioso clima es un clima con lluvias estacionales (a menudo la pluviosidad anual supera los 800 mm), con un verano cálido y con abundantes lluvias, y un invierno más seco y de temperaturas más suaves. La vegetación es muy variable, según el grado de aridez que se dé en los meses más secos, pero destaca por la gran diversidad de especies y de variantes morfológicas que presenta (raíces aéreas, troncos con contrafuertes, lianas leñosas, epífitos, caulifloració, estructuras mirmecófilas, etc.). Las hojas conservan una medida modesta en las zonas con más contraste estacional, y en muchos casos se desprenden en llegar la época seca. Pero a medida que se aproximan a las latitudes ecuatoriales, el clima se va volviendo lluvioso todo el año, y las hojas pasan a ser cada vez más gordas y a permanecer todo el año en la planta. Suelen ser también suelos pobres, desprovistos de humus.
El clima mediterráneo también es un clima con lluvias estacionales. Pero su distribución es la inversa a la del clima tropical. No llueve en verano, lo que genera un gran estrés hídrico. Por otro lado, los meses de invierno puede llegar a helar. Las precipitaciones anuales son intermedias entre las de los climas templado y tropical y las del clima subtropical (oscilan entre los 400 y 800 mm generalmente). Así pues, el clima mediterráneo es una mezcla de clima templado con características tropicales, lo que lo enriquece de elementos de la flora de ambas latitudes. Tiene un estrato arbustivo y lianoide muy desarrollado, de herencia tropical, que enriquece el bosque y lo hace apretado y a veces incluso impenetrable. El follaje de los árboles y arbustos permanece en la planta todo el año, ahorrando así una excesiva producción de material vegetal, muy costoso de hacer por tener muchas defensas. Estas defensas pueden ser de tipo físico (hojas esclerófilas, es decir, duras y resistentes a la deshidratación, aguijones, pilosidad), químico (hojas aromáticas, pestilentes o venenosas), o biológico (secretando sustancias para alimentar a pequeños insectos depredadores que mantienen libre de plagas a la planta). Son estrategias desconocidas en el mundo templado, y que mezclan las del mundo tropical húmedo (hojas perennes) y seco (hojas xeromorfas, espinosas, aromáticas, atractores de hormigas).
Las denominaciones típicas de las formaciones resultantes son la garriga en el mediterráneo, el chaparral en California o el fynbos en Sudáfrica.
CLIMA OCEANICO O ATLANTICO
Se caracteriza por unas temperaturas suaves y abundantes lluvias a causa de la proximidad al Océano, en las costas occidentales de los continentes. Los inviernos son suaves y los veranos frescos con una oscilación térmica anual pequeña (10ºC de media). Las precipitaciones son abundantes y están bien distribuidas aunque con un máximo hibernal.
CLIMA CONTINENTAL
Clima continental es conocido así al clima riguroso en donde las diferencias de temperaturas entre invierno y verano son enormes, así mismo con el día y la noche, los veranos son calientes y los inviernos muy fríos, siempre hay heladas en invierno (por alcanzar temperaturas bajo 0°C) y por lo general lluvias escasas, estas características se producen por localizarse en el interior de los continentes o por regiones aisladas por cadenas montañas que impide la influencia marítima.
El clima continental siempre se sucede en territorios fuera de la zona intertropical, en las zonas norte y al sur del planeta a niveles de latitud media que es la zona llamada templada, los vientos poseen una gran influencia de este tipo de clima que llevan su influencia hasta las zonas costeras, en este sentido el nombre posee cierta ambigüedad.
El clima continental también se puede considerar un clima determinado modificado y extremado por la ausencia atemperadora del mar, así en las zonas interiores ecuatoriales de Brasil, norte de Argentina y el centro de África se puede hablar de un clima continental, pero con características tropicales, en donde lo diferente son las mayores amplitudes térmicas diarias, aunque seguirían siendo tropical. Los desiertos extensos como el Sahara también se puede llamar "clima con influencia continental" en donde el mar no atempera al clima. Pero estrictamente hablando es "clima continental" zona de latitud media del planeta entre la zona tropical y polar, que se mencionó con anterioridad, cuyas característica se suelen dar en algunas zonas costeras y no solo en el interior de los continentes.